Opinión

La justicia tardía no es justicia

Carolina Aló fue asesinada por su novio en 1996 y se convirtió en símbolo de la lucha contra la violencia de género.

Por Dra. Verónica Ottaviano

En el programa de ayer de “Será Justicia” tuvimos la participación especial de Edgardo Aló, papá de Carolina Aló, víctima de un femicida en el año 1996. Carolina a los 17 años murió apuñalada por su novio de 113 puñaladas y tristemente se volvió un emblema y un punto de partida en la lucha contra la violencia de género.

Cuando le preguntamos qué sería justicia para él nos respondió:”Justicia sería que Carolina hoy esté con nosotros” .

La justicia tardía no es justicia.

No se trata solo de penalizar sino de concientizar y prevenir.

Abogar también significa cuidar. Y cuidar es alertar cuando se detecta un abuso en las consultas que se reciben.

Un psicópata envuelve a su víctima pero un ojo ajeno puede detectarlo.

Derivar, intervenir, explicar que no se debe buscar consuelo sino una salida es el deber de todos aquellos que percibimos la gravedad potencial de un empujón o menoscabo público.

Quizás, quién sabe, estemos salvando una vida.



País | Opinión
30/07/2021

MULTIMEDIO EN LA MIRA

El medio más seguido de zona sur del conurbano. Ingresá a todas nuestras redes y enterate en tiempo real, todo lo que pasa en tu barrio. Cubriendo toda Zona Sur del conurbano y más.

País | Opinión
17/06/2021

REPUDIAN AL INTENDENTE MUSSI, POR "APRIETES" A MEDIOS DE PRENSA

Medios comunicación, periodistas y comunicadores, se manifestaron en una nota y repudiaron las cartas documento que envío el intendente de Berazategui, Juan José Mussi, a “El Progreso” y “El Suburbano”, y expresaron su preocupación por la falta de información brindada por el ejecutivo local. La entidad periodística FOPEA adhirió al repudio y alertó sobre “la clara intención de atentar contra la libertad de expresión”.

País | Opinión
04/05/2021

HASTA DONDE PIENSAN LLEGAR?

La falta de empatía de quienes manejan el futbol ha llegado a cruzar los limites humanitarios mas elementales. Nada detiene a quienes intentan sostener un negocio que mueve millones de dólares, ni siquiera una pandemia que golpea con mas fuerza que nunca a esta zona del planeta.